jueves, 21 de agosto de 2008

Locomotora

Parece mentira,
pero siempre que la miro me engancha
como una locomotora acopla sus vagones,
me arrastra por los raíles entre crujidos,
me transporta sobre los durmientes y las señales,
me impulsa por los campos a toda velocidad
y me frena entre estaciones y terminales.
Parece mentira,
pero siempre que la miro me encarrila.

1 comentario:

Pam dijo...

q grosso q sos tomi...me emociona q me hayas visitado de nuevo...realmente me emocione...
saludos maestro!

pd: me colgue mirando el tomi erotic y recorde como me gustaban los "Cuentos del bajo vientre"!!!! mis viejos no entendian cuando una pamela adolescente buscaba como loca las fierro cada vez q viajabamos a buenos aires...